Seleccionar página

Imprimir en gran formato

El imprimir en gran formato presenta sus propios desafíos para los diseñadores al salirnos de los tamaños habituales DIN con los que estamos acostumbrados a trabajar, bien sea que tengamos que realizar una lona publicitaria gigante para montar en un andamio, o bien sea que nos encarguen un gran display para cualquier tipo de evento.

Pero no se trata de tamaño solamente, también la calidad y otros parámetros de impresión cuentan. Por ejemplo, cuanto mayor es una imagen impresa, el detalle necesario para ser visualizada correctamente es menor, por tanto, al diseñar este tipo de elemento,s hemos de pensar que se verán a gran distancia y que es posible que los detalles más pequeños de la imagen en conjunto puedan tener unos cuantos metros cuadrados de superficie.

Si no estas acostumbrado a trabajar para imprimir en gran formato, a continuación te propongo unos breves consejos de actuación, que te pueden resultar de utilidad al enfrentarte a este tipo de encargos:

  • Creo que lo más importante sería especificar bien, de forma clara y concreta, el mensaje que queremos transmitir, cumpliendo más que nunca la máxima de “una imagen vale más que mil palabras”. Es difícil que alguien que vaya en su coche se detenga para apuntar, por ejemplo, un número de teléfono.
  • Utiliza tipografías que sean legibles, mejor “de palo”, con un tamaño adecuado y evitando en lo posible las frases en mayúsculas. Como guía podemos calcular el tamaño de los tipos con las siguientes referencias: para visualizaciones desde unos 10 m. usar una tipografía de unos 3 cm. de alto; para visualizaciones desde unos 50 m. usar una tipografía de unos 16 cm.
  • Al respecto de las imágenes, mejor si son vectoriales, ya que su calidad no se ve comprometida al ser ampliadas o reducidas, son imágenes independientes de la resolución. Si no puede ser y tenemos que utilizar imágenes de mapa de bits, debemos pensar que la resolución necesaria no es la misma que para la página de una revista. Generalmente, y como guía, en un diseño que será visto desde unos cuantos metros de distancia, con resoluciones que van de entre 40 a 72 ppp (puntos por pulgada) debería ser suficiente.
  • Verificar que el diseño funciona a distancia cuando estamos trabajando frente al monitor de un ordenador es complicado, pero si nos alejamos un poco de él conseguiremos simular el efecto. Otra opción es imprimir el diseño a escala reducida.
  • Considera los parámetros de impresión, tanto en lo referente a la lineatura (a distancia la calidad fotográfica no sirve para nada), como en el modo de color (los plotter imprimen en CMYK, no en colores planos tipo Pantone).

Espero que estos consejos te sirvan de ayuda ahora o en el futuro, y como cierre de este post, dejo el siguiente video, en el que se puede ver la instalación en una fachada de una gran lona publicitaria, y una pregunta ¿tienes alguna otra recomendación que aportar?